Una niña británica de 16 años quedó paralítica en tres extremidades después de recibir la vacuna contra el VPH, se afirmó el año pasado.

En 2014, Ruby Shallom de Bracknell, Berkshire, se vacunó en la escuela para protegerla contra el cáncer de cuello uterino como parte del programa NHS de rutina.

En un controvertido documental, dijo: “La única extremidad que funciona ahora es mi brazo izquierdo … Todavía salgo y veo a mis amigos, pero el dolor y la fatiga hacen que sea difícil”.

Semanas después de recibir la vacuna, la entusiasta jinete y corredora comenzó a sufrir espasmos estomacales, mareos, dolor, dolores de cabeza y fatiga.

Sus músculos se debilitaron y en mayo de 2016, dos años después de que le dieron la vacuna, se despertó sin sentir nada en sus piernas.

Ahora está prácticamente en la cama, incapaz de comer, levantarse o vestirse, incontinente y, a menudo, demasiado débil para levantar la cabeza.

Los médicos no han podido diagnosticarla con nada y la han descartado como algo psicológico, negándose a reconocer ningún vínculo la vacuna.

http://www.dailymail.co.uk/health/article-5315715/Girl-17-left-PARALYSED-given-HPV-jab.html

Compartir: