"Alimentos con luz"
"Snacks ricos y saludables siempre listos."
"Los verdes son ricos en clorofila, que renueva la sangre"
"Deliciosas recetas vivas gourmet"
"Sabores para cada momento"
Postres saludables sin harinas ni azúcar.

Coca y Pepsi reducen niveles de ingrediente cancerígeno en refrescos

Las refresqueras deben cumplir con una ley de California que prohíbe el uso de sulfato de amoníaco en su caramelo considerado como cancerígeno.

Uno de los ingredientes que aparentemente suena más inofensivos en las fórmulas de la Pepsi y la Coca es el “color caramelo”. La regulación federal de los Estados Unidos reconoce 4 tipos diferentes de color caramelo. Todos son elaborados a partir del azúcar.

El primero es llamado simple caramelo. El segundo incluye la reacción del azúcar con sulfitos. El tercero es elaborado haciendo reaccionar el azúcar con componentes de amonio. Y la tercera variedad de color caramelo, la utilizada por Coca y Pepsi, es producida a través de la reacción del azúcar con componentes de amonio y sulfitos. Técnicamente este compuesto es conocido como Caramelo IV.

La reacción del azúcar con amonio provoca la generación de numerosos compuestos químicos. Dos de estos compuestos son el 2-metilimidazol y el 4-metilimidazol, ha sido comprobado por estudios gubernamentales que provocan cáncer de pulmón, hígado y tumores de tiroides en modelos animales de laboratorio.

Oficiales de Salud Pública de California recientemente pusieron al 4-metilimidazol en la lista de los componentes cancerígenos conocidos. Científicos de la Universidad de California en Davis encontraron recientemente en bebidas de cola niveles significativos de 4-metilimidazol que exceden los niveles que el estado considera ser seguro.

El Centro de Ciencias para el Interés Público (Center of Science in the Public Interest) de los Estados Unidos está pidiendo hoy a la Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) de Estados Unidos el prohibir el uso del proceso de amoniaco y amoniaco-sulfito en los colorantes caramelo, demanda a la que se suma El Poder del Consumidor para que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios haga lo mismo en México.

Considerando que el propósito de este caramelo contaminado es meramente cosmético, esperamos que la COFEPRIS actúe rápidamente para proteger a los ciudadanos de un riesgo innecesario al cáncer.

“Si estábamos esperando una razón más para dejar el hábito de tomar estas bebidas, aquí la tenemos”, declaró Xaviera Cabada, coordinadora del Área de Salud Alimentaria de El Poder del Consumidor.

Coca-Cola Co. y PepsiCo Inc. están cambiando la forma en que fabrican el colorante de caramelo utilizado en sus bebidas gaseosas como resultado de una ley de California que exige que las bebidas que contengan cierto nivel de cancerígenos porten una etiqueta de advertencia, y como esto resultaría malo para el negocio, las multinacionales prefieren cambiar forzadamente a una fórmula sin esta sustancia, pero claro, solo en aquellos lugares donde la legislación lo requiera.

Las compañías afirmaron que los cambios serán llevados a todo Estados Unidos para revitalizar sus procesos de manufactura. Ya se realizaron los cambios para los refrescos vendidos en California.

Coca-Cola y PepsiCo representan casi 90% del mercado de bebidas gaseosas, según Beverage Digest, una publicación especializada que sigue esta industria.

Un representante de la firma Dr Pepper Snapple Group Inc. dijo que todos sus colorantes de caramelo cumplen ahora con el estándar de California.

La American Beverage Association (Asociación Estadounidense de Bebidas), que representa a la mayor parte de la industria, dijo que sus compañías asociadas continuarán utilizando colorante de caramelo en ciertos productos, pero que ya se realizaron ajustes para cumplir la nueva pauta de California.

“Los consumidores no notarán diferencia en nuestros productos y no tienen razón alguna para tener ninguna preocupación de salud”, dijo la asociación en un comunicado. Si claro.

Una representante de Coca-Cola, Diana Garza-Ciarlante, afirmó que la compañía dio instrucciones a sus proveedores de caramelo para modificar sus procesos de fabricación a fin de reducir los niveles de la sustancia química metilimidazol, la cual se forma durante el proceso de cocción.

Como resultado, puede hallarse como residuo en muchos alimentos. “Aunque creemos que no existe riesgo de salud pública que justifique un cambio de este tipo, ciertamente pedimos a nuestros proveedores de caramelo dar este paso para que nuestros productos no sean sujetos del requisito de portar una advertencia científicamente infundada”, dijo Garza-Ciarlante en un correo electrónico.

Fuentes: notisureste.com.mx, eluniversal.com.mx

Compartir en:
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Abrir Chat
1
¡Hola!...
Hola, ¿puedo ayudarte?