"Alimentos con luz"
"Snacks ricos y saludables siempre listos."
"Los verdes son ricos en clorofila, que renueva la sangre"
"Deliciosas recetas vivas gourmet"
"Sabores para cada momento"
Postres saludables sin harinas ni azúcar.

Dieta vegetariana reduciría el riesgo de cáncer mamario

NUEVA YORK (Reuters Health) – Una dieta rica en verduras, frutas y soja reduciría un 30 por ciento el riesgo de desarrollar cáncer mamario, de acuerdo a un nuevo estudio.

El equipo de la doctora Lesley M. Butler, de la Colorado State University, advirtió una tendencia a la “disminución del riesgo de cáncer cuanto más alto era el patrón alimentario de verduras, frutas y soja” entre 34.000 mujeres chinas.

Aunque el equipo identificó y analizó los patrones alimentarios de mujeres chinas en Singapur, Butler opinó que los resultados son aplicables a las estadounidenses.

Las dietas “no son tan distintas a las de la población en Estados Unidos”, dijo a Reuters Health.

“Generalmente, incluyen un patrón alimentario poco saludable con carne y gran cantidad de almidón y grasa saturada. Y luego un patrón saludable, o prudente para nosotros, con vegetales, frutas y soja”.

El estudio, publicado en American Journal of Clinical Nutrition, incluyó datos reunidos entre 1993 y 1995 de 63.257 hombres y mujeres participantes del Singapore Chinese Health Study (SCHS).

La investigación incluyó entrevistas en persona sobre la alimentación, el peso, la educación, el tabaquismo, el ejercicio y el consumo de hormonas de los participantes.

Esos datos le permitieron al equipo identificar los dos grandes patrones alimentarios, el poco saludable (carne, almidón y grasa saturada) y el saludable, con gran cantidad de crucíferos (brócoli, coliflor, repollitos de Bruselas, calabaza y col verde y china).

Según las respuestas del consumo de 165 alimentos, a los participantes se les asignó un puntaje para cada patrón alimentario.

El equipo identificó a 34.028 mujeres sin antecedentes de cáncer mamario. Todas tenían entre 45 y 74 años. La mayoría era delgada, hacía ejercicio y había pasado la menopausia, pocas de ellas fumaban o usaban terapia de reemplazo hormonal.

A fines del 2005, 10 años después de las entrevistas de ingreso al estudio, 629 desarrollaron cáncer de pecho, según el Registro Oncológico de Singapur.

El equipo halló que a mayor consumo de vegetales, frutas y soja, menor era el riesgo de desarrollar la enfermedad en la posmenopausia.

En cambio, esa relación no existió con la dieta rica en carne y grasas, como lo habían sugerido estudios previos. Pero Butler advirtió que las estadounidenses no deberían prestar demasiada atención a ese resultado porque la diferencia estaría en la forma en que se prepara la carne.

FUENTE: American Journal of Clinical Nutrition, febrero del 2010.

Compartir en:
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Abrir Chat
1
¡Hola!...
Hola, ¿puedo ayudarte?